CAYERON LOS HOMICIDAS DE UN PIZZERO DE ALMIRANTE BROWN

PRECINTO56-Dos jóvenes de 18 años fueron detenidos acusados del crimen de un pizzero, ocurrido en la madrugada de este domingo, en Barrio Lindo, partido de Almirante Brown.

Los investigadores determinaron que con el botín que los ladrones le robaron al comerciante fueron a un boliche de Monte Grande y a la salida chocaron a un vehículo con la moto en la que se movilizaban y terminaron internados.

Fuentes policiales informaron que a través de testimonios y cámaras de seguridad se determinó que los dos delincuentes que asaltaron y mataron a Sebastián Scriva a la salida de su pizzería en Barrio Lindo, partido de Almirante Brown, se movilizaban en una moto sin guardabarros, eran jóvenes y llevaban cascos. Además, se estableció la vestimenta que tenían.

Con esos datos, personal de la Departamental de Almirante Brown comenzó a investigar y determinó que en la mañana del domingo esos jóvenes (coincidían todas las características) chocaron con la moto Yamaha 250 – que aparecía en los videos del crimen – contra un auto en el centro de Monte Grande. Los sujetos venían escapando de un control policial.

Los jóvenes de 18 años fueron trasladados al Hospital Santamarina de Monte Grande. Pocas horas antes había fallecido allí, poco después de ser operado, el comerciante Sebastián Scriva, de 60 años, quien recibió un balazo en el pecho.

El fiscal Lorenzo Latorre, de la UFI 3 de Lomas, dispuso que quedaran detenidos en ese centro asistencial acusados de robo y homicidio. Uno de los jóvenes se domicilia en Llavallol y el otro en Barrio Lindo.

En el marco de la investigación, los policías determinaron que tras el robo de los 8 mil pesos de la recaudación a Scriva, en su pizzería de Madariaga y Portugal, en Barrio Lindo, los sujetos se dirigieron en la moto hasta la disco Lekovo, en Monte Grande.

Allí, según los investigadores, ”hicieron importantes consumiciones por altos valores de dinero”. También trascendió que estuvieron en el sector VIP de ese boliche, ubicado en Santamarina al 100, de esa localidad.

Se estima que los jóvenes gastaron unos 4.200 pesos en el lugar ya que, al chocar, a uno de los ellos le hallaron 3800 pesos en fajos de mil, tal como los había ordenado el pizzero luego de cerrar la caja de su comercio.

En las próximas horas, los detenidos serían indagados en el propio Hospital Santamarina. Mientras tanto, el fiscal Latorre continúa reuniendo pruebas para fortalecer la investigación del robo y crimen de Sebastián Scriva.