TIROS, UN MUERTO, UN HERIDO Y DOS DETENIDOS EN EL SANTOJANNI

PRECINTO56-Un oficial de la Policía de la Ciudad que realizaba tareas de prevención en el barrio porteño de Liniers se tiroteó esta madrugada con cinco delincuentes que lo atacaron al descender de un auto y escaparon hacia el hospital Santojanni, donde uno de ellos fue encontrado muerto en el asiento trasero del vehículo, informaron fuentes policiales.

En tanto, otros dos ladrones lograron ser detenidos en el centro de salud, mientras que otro de los cómplices se encontraba herido, por lo que fue asistido por profesionales del hospital y derivado a quirófano para ser intervenido quirúrgicamente.

Todo comenzó cuando el agente de la Policía de la Ciudad de Buenos Aires se encontraba en la esquina de Patrón y Cañada de Gómez, en el mencionado barrio porteño cuando, por motivos que se investigan, fue sorprendido por cinco delincuentes que circulaban en un auto Renault de color gris, del cual se bajaron tres de ellos y comenzaron a dispararle.

El uniformado se defendió del ataque y también realizó disparos, por lo que se generó un tiroteo que finalizó cuando los agresores huyeron en el vehículo en el que circulaban por la calle Cañada de Gómez a toda velocidad, en dirección hacia el barrio de Mataderos.

Fuentes policiales informaron que pocos minutos después, un efectivo de la Policía de la Ciudad que se encontraban de custodia en el hospital Santojanni informó por radio que el auto con los delincuentes había ingresado a la guardia del centro de salud porteño.

Fue entonces que un custodio de una empresa de seguridad privada que trabaja en el hospital vio a uno de los delincuentes bajar del vehículo para luego escapar corriendo con un arma en la mano.

En tanto, los efectivos de la Policía de la Ciudad lograron detener a otros dos delincuentes que descendían del auto y a otro que se encontraba herido dentro del mismo.

Cuando los uniformados requisaron el interior del auto, encontraron muerto a otro de los atacantes acostado en el asiento trasero.

Interviene en la causa el Juzgado Criminal y Correccional 48 a cargo de Roberto Oscar Ponce.