NUEVOS DETENCIONES POR EL DOBLE CRIMEN DE QUITILIPI

PRECINTO56-Desde horas tempranas, un importante despliegue policial pudieron ver vecinos de los barrios Aipo 102 Viviendas, Monseñor de Carlo y Solidario que llevaron adelante allanamientos en el marco de la investigación por el doble crimen que tuvo como víctimas a Leylén Magadaly Romero y Fátima Florencio, cuyos cuerpos, degollados, fueron encontrados el pasado 8 de abril al costado de un camino vecinal ubicado en cercanías de la vieja traza de ruta 16, unos 3 kilómetros antes de la intersección con ruta 4, entre Sáenz Peña y Qutilipi.

La toma de testimoniales y el análisis de otros elementos con que contaban los investigadores, entre ellos las cámaras de seguridad con que cuenta la estación de servicio donde fue hallada la motocicleta, terminaron siendo determinantes para producir la serie de diligencias, que en forma simultánea, se realizaron desde las primeras horas de la víspera con la participación de la División Investigaciones de Sáenz Peña, con la colaboración del Departamento de Investigaciones Complejas de la ciudad de Resistencia y sus pares de Castelli y General San Martín quienes se sumaron al igual que el Cuerpo Operaciones Especiales (COE) al trabajo en esta ciudad mientras que Investigaciones Charata y Villa Angela trabajaron en forma conjunta en el allanamiento realizado en General Pinedo.

ARMAS, VEHÍCULOS Y DROGAS

En los tres allanamientos efectuados en esta ciudad, en los barrios Monseñor de Carlo, AIPO 102 Viviendas y Solidario se secuestraron armas, equipos tecnológicos vinculados a comunicaciones (teléfonos, tablets y un Handy), vehículos y drogas.

En los allanamientos efectuados en el primero de los domicilios donde se detuvo a un joven de 28 años, se procedió al secuestro de cinco celulares; un puñal, dos pares zapatillas, una Tablet, un jeans, una batería para celular, una caja de 50 cartuchos calibre 9 milímetros, un Handy y un sillón con manchas rojizas que podrían ser de sangre.

En el otro se secuestró una notebook, cuatro aparatos telefónicos móviles y tres tablets. Mientras tanto en el restante allanamiento se secuestraron idéntica cantidad de celulares, tres gramos de cocaína y dieciocho de marihuana.

Uno de los detenidos durante los allanamientos concretados ayer en el marco de la investigación por el doble crímen de Qutilipi, habría sido quien casi provocó una tragedia el anteúltimo fin de semana, luego de haber realizado un raid por avenida Malvinas Argentinas (28) lugar por el que circulaba a alta velocidad a bordo de un automóvil de alta gama, embistiendo a varias personas, entre ellas un efectivo de la policía a quien le pisó el pié al ser interceptado por una patrulla del 911, terminando su carrera luego de llevarse por delante varios obstáculos en la intersección de la avenida y calle 1, desde donde quiso escapar a pie pero fue detenido.

Esto derivó en que la Jueza de Faltas provincial Celia Altamiranda lo imputara de “conducción peligrosa” pero fue liberado pocas horas después como también entregado el vehículo, el que ayer fue secuestrado por orden de la fiscal Lupi.

EN PINEDO

Además en forma simultánea se llevó a cabo otra diligencia en la localidad de General Pinedo, donde también fue detenida una persona de sexo masculino se secuestraron once celulares, cuatro computadoras portátiles, una Tablet y una motocicleta Honda y una camioneta Ford Ranger, que se sospecha podría haber tenido algún tipo de vinculación con el caso, por datos con que cuentan los investigadores.

El análisis de las imágenes de las cámaras de seguridad de la estación de servicio en uno de los accesos a la “Ciudad de la Amistad”, donde fue encontrada la moto de una de las víctimas, resultó un factor clave para la concreción de las diligencias ordenadas por la Jueza de Garantías Mariana Benítez a instancias de lo solicitado por la fiscal Liliana Lupi quien lleva adelante la investigación del doble crimen.

En esas imágenes se apreciaría a los sospechosos y otras personas junto a las chicas en un momento que guarda relación con los instantes previos a su desaparición.

LAS CÁMARAS DE SEGURIDAD, FUERON CLAVE

Mientras los allanamientos se realizaban en forma simultánea en Sáenz Peña y General Pinedo, Cristian Sabalich, el novio de Leylén Magadaly Romero una de las víctimas del doble crímen y primer sospechoso por el brutal ataque continúa detenido en la provincia de San Luis a la espera de ser trasladado para estar frente a frente con la fiscal Liliana Lupi para prestar su declaración.

De acuerdo a la información a la que accedió NORTE, en las próximas horas una comisión policial de la División Investigaciones estaría partiendo desde esta ciudad para proceder a su traslado a casi una semana de su detención efectivizada por parte de autoridades policiales de esa provincia en la localidad de Quines.

De acuerdo a lo adelantado por esas mismas fuentes “posiblemente el viernes, Sabalich podría llegar a estar ante la fiscalía”.