PERPETUA PARA PERIODISTA HOMICIDA

PRECINTO56-La Sala II del Tribunal de Juicio salteño, presidida por Ángel Amadeo Longarte, condenó a Franco Rodrigo Gaspar Cinco a cadena perpetua por los delitos de "homicidio simple en grado de tentativa en concurso real con homicidio doblemente calificado por la relación de pareja y por el medio utilizado".

El hecho se registró el 5 de junio de 2017, en la casa de la familia de la víctima, Alejandra Párraga, ubicada en la calle Gorriti al 800, de la capital salteña. El joven periodista la envenenó y también al pequeño hijo de ella, Amir de dos años.

El condenado le acercó la bebida al bebé que estaba enfermo, diciéndole a su novia que era "agua bendita". Sin embargo, el brebaje tenía cianuro lo que ocasionó que niño convulsionara y muera al instante. Su madre, en la desesperación, le hizo respiración boca a boca y en contacto con el veneno, también colapsó.

Alejandro, padre de la joven, presente en el juicio junto a su esposa y sus otros hijos, consideró que “finalmente se hizo justicia”.  “Más allá de que este asesino quiso culpar a mi hija, diciendo que fue mi hija cuando las pruebas decían lo contrario. Ahora nos juntaremos en familia y lloraremos  porque el dolor que llevamos es inmenso”, expresó.

En el fallo se sustentó que la intención de Gaspar Cinco era deshacerse del niño que su novia había tenido con una pareja anterior. Con ese fin, se pudo determinar que había intentado contratar a antiguos compañeros de estudio como sicarios y también habría intentado arrojar al pequeño a un barranco durante un paseo por el dique Cabra Corral. 

Antes de la lectura del veredicto, el acusado hizo su descargo: "Jamás tuve la intención de terminar con la vida de Alejandra, el amor de mi vida, ni de su hijo. Con Alejandra teníamos planes, proyectos. Yo tengo un hijo",declaró Gaspar Cinco.

Y agregó: "Hay muchas cuestiones subjetivas, la construcción de la historia hizo que haya una condena mediática y social. En 11 meses no fue que no quise hacer mi descargo, agradezco la predisposición del fiscal pero el tiempo era insuficiente".