CRIMEN DE MARITO: TODO UN PUEBLO SOSPECHADO

PRECINTO56-El 2 de junio de 2016, 48 horas después de su desaparición, el cuerpo de Mario Agustín Salto, o Marito, como lo llamaban todos, fue encontrado envuelto en once bolsas de basura a unos seis kilómetros de la laguna de Quimilí, Santiago del Estero.

Los efectivos policiales determinaron que al chico de 11 años lo habían violado y descuartizado en un ritual satánico.

La Justicia sigue buscando al "autor material del abuso" y para eso desplegó una inédita medida durante las últimas seis semanas.

"Se terminó de recolectar 3.003 muestras de ADN", informó Rosa Falco, la jueza a cargo de la investigación. El objetivo es cotejarlas con las que se encontraron en el cuerpo de la víctima y también en su ropa.

Sobre esta evidencia, la jueza indicó que "los ADN encontrados eran dos y podrían ser hermanos".

En la causa, ya fueron detenidos una directora de escuela, un hombre que participó de varias marchas pidiendo por la aparición de la víctima cuando todavía se lo buscaba vivo y hasta un ex jefe de policía.

"Fue asesinado durante un ritual satánico", dijo Falco cuando encontraron el cuerpo, y confirmó que los acusados fueron imputados por "violación seguida de muerte".