PAREJA ACUSADA DE LA VIOLACIÓN Y MUERTE DE UNA NENA

PRECINTO56-El padrastro y la madre de la nena de tres años que murió en la ciudad rionegrina de General Roca fueron acusados por la Justicia de ser autor y partícipe necesario, respectivamente, de abuso sexual con acceso carnal seguido de muerte doblemente agravado, informó el Ministerio Público Fiscal provincial.

La fiscal Belén Calarco y el fiscal jefe Andrés Nelli solicitaron al juez de Garantías Maximiliano Camarda que ambos sigan detenidos, en forma preventiva, por los próximos seis meses, a lo que el magistrado hizo lugar en una audiencia que se realizó este mediodía.

Según se desprende de la investigación, los hechos se habrían producido entre septiembre y febrero de este año en dos domicilios diferentes del Valle Medio rionegrino.

La pequeña, identificada solo con su nombre de pila, Sofía, fue internada el 1 de febrero en un centro de salud de la región y murió el lunes.

La información obtenida a través de diversas entrevistas permitió determinar las "agresiones físicas que el acusado ejercía contra las dos hijas mayores de su pareja, entre ellas distintos golpes y quemaduras".

Con respecto de la menor, el equipo fiscal informó que presentaba distintas heridas en su cuerpo y lesiones que permitieron concluir que el hombre "abusó sexualmente de la menor de tres años y dichas lesiones provocaron la muerte de la niña, quien fue derivada a un nosocomio privado de General Roca, en principio, con un presunto cuadro de peritonitis".

La calificación legal con respecto al hombre es la de abuso sexual con acceso carnal seguido de muerte, pero como el delito fue perpetrado en contra de una menor de 13 años se agrava además, "por ser encargado de la guarda de la menor y por aprovecharse de la convivencia preexistente".

A la madre de la víctima, en tanto, también se le atribuye haber ejercido maltrato en contra de sus propias hijas, que incluyeron golpes con diversos objetos, cortes y quemaduras. 

Además, la Fiscalía consideró que la mujer prestó colaboración para que su pareja pudiera perpetrar el abuso sexual en contra de su hija de tres años. 

El caso se conoció luego de que la niña ingresara el pasado sábado por la noche al Sanatorio Juan XXIII de General Roca, donde la intervinieron quirúrgicamente por un cuadro de peritonitis.

Los médicos observaron además que la pequeña tenía lesiones compatibles con un abuso sexual severo y golpes en otras partes del cuerpo, según indicaron fuentes hospitalarias.

El estado de la pequeña era sumamente delicado como consecuencia de las lesiones internas que presentaba compatibles con abuso sexual y los médicos que la asistieron no pudieron salvarla de un paro cardiorespiratorio que sufrió.