MUJERES SUFRIERON UNA ENTRADERA

PRECINTO56-Tres mujeres -integrantes de una misma familia- fueron mantenidas como rehenes en su domicilio por 2 ladrones encapuchados, en una dramática entradera que se registró ayer en la localidad bonaerense de San Andrés, en el partido de San Martín.

Pesquisas policiales lograron detener a uno de los delincuentes, mientras pretendía fugar de la vivienda. Una de las víctimas de los individuos resultó ser una anciana, de 85 años.

Los voceros de los tribunales de San Martín revelaron que el hecho se produjo cuando los 2 sujetos, que llevaban capuchas, ingresaron armados y con fines de robo a una finca situada en Libertad al 3000, en el citado distrito, en el noroeste del conurbano provincial.

Trascendió que los malvivientes redujeron a las moradoras de la casa (la octogenaria; su hija, de 58 años; y la nieta de la anciana, de 17), y para evitar que se resistieran, decidieron atarles tanto las manos como los pies con precintos plásticos, dejándolas encerradas en uno de los dormitorios del mencionado inmueble. Con rapidez, los hampones sustrajeron dinero y otros objetos de valor de las infortunadas víctimas.

Sin embargo uno de los involucrados en el asalto, llamado Julio Maximiliano, de 28 años, fue apresado al cabo de una persecución y luego de haber sido sorprendido por servidores públicos de la comisaría 1ª de San Martín y del Comando Patrulla (C.P.) mientras abandonaba el lugar.

De acuerdo a lo manifestado por los informantes, los efectivos de seguridad le incautaron al forajido 30.136 pesos, 9.849 dólares, 445 euros, varios de los elementos sustraídos a las mujeres, precintos plásticos, guantes, una pistola Bersa 40 y un revólver 22 largo (ambas armas con las numeraciones limadas) y 4 celulares.