ROBÒ UNA AMBULANCIA PARA ESCAPAR DE LA POLICÌA

Precinto56-La Policía noruega detuvo este martes a un hombre armado en Oslo, luego de que éste robara una ambulancia y atropellara a varios peatones al subir el vehículo a la vereda, informaron fuentes oficiales.

"Tenemos controlada una ambulancia robada por un hombre armado. Se hicieron disparos para parar al delincuente. No ha sufrido heridas críticas", señaló en la red social Twitter la Policía de la capital noruega, que luego informó en rueda de prensa del arresto de una mujer relacionada con el caso.

Varias personas fueron atropelladas y tuvieron que ser atendidas de heridas leves, aunque solo han sido internados dos bebés de 7 meses que su madre llevaba en un cochecito. Ambos se encuentran fuera de peligro.

"Lo que es especialmente grave y lamentable es que condujo de forma deliberada el coche por la vereda para atropellar al azar a las víctimas", declaró ante la prensa Johan Frederiksen, viceinspector jefe de la Policía de Oslo.

La policía recibió un aviso al mediodía local de un accidente en Oslo en el que un coche había volcado y en el que un hombre había escapado del lugar con un arma, apuntando a varias personas con ella durante su huida, informó la agencia de noticias EFE.

El individuo, un noruego de 32 años y conocido de la Policía, robó luego una ambulancia tras desalojar a sus tres ocupantes, pero pocos minutos después fue detenido por los agentes.

"No sabemos de momento cuál es el motivo del robo. Tampoco hemos interrogado al hombre", indicó en la misma comparecencia Grete Lien Metlid, inspectora al mando de la investigación.

Metlid reveló que manejan varias hipótesis y que en la ambulancia fueron encontradas una escopeta recortada, una pistola automática y cantidades "importantes" de droga.

La policía está al tanto de las informaciones que apuntan a los supuestos vínculos de los detenidos -la mujer, de 25 años y noruega, también era conocida de antes- con el ambiente ultraderechista en este país nórdico y que los está investigando.

Las autoridades noruegas desplazaron a la zona helicópteros y varios grupos de agentes, además de bloquear varias calles. El robo ocurrió en el centro de Torshov, un barrio situado en la zona norte de Oslo.